¿Tienes rutinas para empezar el día?

Sabías que… ¡Cómo empiezas tu día es muy importante para ti y para tu empresa!

Te levantas y coges el teléfono que tienes ya en la mesilla y empiezas a mirar mensajes, Instagram, a contestar emails?

¿Te suena?

Te empiezas ya a poner nerviosa solo de ver todo lo que tienes que hacer.

Se te pasa el rato sin darte cuenta y para cuando dejas el teléfono es tan tarde que no te queda casi tiempo, tienes que ayudar a los niños, dejar la casa en condiciones, desayunas rápido, de pie y no muy sano…

Te vas de casa habiendo hecho de todo para todos, dejándote a ti para el final.

Y llegas al trabajo y vas todo el día saltando de una cosa a la siguiente, todo el día apagando fuegos. Resolviendo mil cosas pero con la sensación desagradable de no estar realmente haciendo nada bien, bien, ya me entiendes…

Y terminas el día y te sientes mal, cansada, pero para nada satisfecha. ¿Qué ha pasado? Qué he hecho en todo el día? ¿Cómo se ha podido pasar el tiempo tan rápido?

Y al día siguiente te levantas y haces exactamente lo mismo. Hasta que te vas dando cuenta y piensas: «tiene que haber otra forma de hacer las cosas? No puedo seguir así!»

¿Será que tengo que trabajar mas? ¿esforzarme mas?

Tienes rutinas para empezar el día

Tranquila, no se trata de meter aun mas horas, sino de desarrollar un orden, una estructura, UNA RUTINA que te funcione y te ayude. No se trata de trabajar mas!

Sabías que las empresarias que experimentan mayor exito y crecimiento tienen rutinas muy bien definidas en su día a día?

Las rutinas te dan el apoyo que necesitas para ir sacando las tareas que tienes que sacar adelante. Te sirven de guía. En lugar de ir corriendo de una cosa a la siguiente dejando que sean los demás o las circunstancias los que vayan definiendo TU DIA. Eres tu la que desde el principio toma una posición de liderazgo y energía positiva.

¿Qué puedes incluir en tu rutina?

Cada persona es un mundo y lo que le funciona a uno igual no te funciona a ti. Además cada uno tenemos distintas obligaciones familiares y esto hay que tenerlo en cuenta en las rutinas.

Pero como regla general de lo que se trata es de que no empieces la mañana con el teléfono en la mano sino que te dediques a cada cosa que hagas con total concentración y dedicación.

¿Qué recomiendan los expertos y qué me funciona a mi?

Incluye siempre por las mañanas un momento para ti, para cuidarte, ya sea desayunando siempre sano y bien. Ya sea meditando 5-10 minutos o haciendo estiramientos. Y hazlo de manera consciente, sin interrupciones, en un sitio tranquilo.

Si tienes que llevar por ejemplo a los niños al colegio y ayudarles por la mañana, dedícales toda la atención hasta que los hayas dejado en el colegio y vuelve a casa un momento para dedicarte tu tiempo. Si esto no es factible puedes plantearte el levantarte 15-30 minutos antes para tener tiempo para ti. (No olvides irte antes a dormir para compensar).

Antes de ponerte a trabajar

Coge tu diario o agenda y haz un ejercicio de escritura, aunque sea 5 minutos:

Escribe 3 cosas de las que te sientes agradecida, verás como inmediatamente te sientes mejor, mas positiva.

Escribe: Cómo quieres sentirte durante el resto del día. Tómate un momento para sentir tus emociones y luego escribe como quieres sentirte. Por ejemplo: Relajada y confiada o Confiada y productiva, etc.

Cuáles son tus 3 prioridades del día, las cosas en las que te vas a centrar y vas a trabajar para terminar? En el momento en el que empieces a trabajar coges de esta lista la primera cosa y no te despistas hasta terminarla. Una vez terminada sigues con la segunda y así hasta acabar el día.

Si tienes un día muy productivo y has terminado tus 3 prioridades puedes decidir que ya estás por ese día o añadir una cosa mas a tu lista.

Anota también cuales son tus objetivos de aqui a 90 días y como vas progresando para lograrlos.

Durante todo este ejercicio de escritura deja el teléfono apagado, desconecta también la llegada de avisos.

De hecho te recomiendo que en las horas de trabajo desconectes siempre todo tipo de avisos al móvil y que solo lo conectes de manera consciente durante los ratos concretos en los que vas a mirar tu correo, redes sociales etc.

Tengo curiosidad por saber si tienes tus rituales para la mañana o para la noche.

Si los tienes me gustaría que los compartieras con todas para poder ayudarnos. Y si no los tienes, ¿crees que te gustaría probar una semana para ver si es algo que te pudiera funcionar? Si es así deja un comentario con la palabra PROBAR

Hablamos!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

nueve + 2 =